martes, 7 de diciembre de 2010

CARTA ABIERTA A UN "OPOSITOR"

CARTA ABIERTA A UN  “OPOSITOR”:
3 de Diciembre de 2010

Mirando la bella fotografía donde Cristina y Diego se abrazan amorosamente, me puse a pensar en todo lo que te estás perdiendo.
Hoy se inauguró la restauración y puesta en valor del mural de Siqueiros pintado en el sótano de Botana, ayer un Centro de Salud en el ex Camino Negro, a cuya vera se tienden extensos barrios humildes, anteayer en San Juan, la escuela nº 1000. Que buen compendio: CULTURA, SALUD, EDUCACIÓN.
Entonces, pensé, esa avalancha de hechos y gestos, de realizaciones y soluciones que nos toca vivir desde hace siete años, es algo ajeno para vos, algo invisible, quizás ni te estás enterando de que pasa.
En cambio debes estar muy preocupado o alarmado, incluso, por la incertidumbre, por la inseguridad, la inflación, la corrupción, por el autoritarismo, leyendo y escuchando todo el día discursos que te ocultan, te mienten, te falsean, te manipulan, te deforman la realidad.
Claro, no pienso que estemos en el País de las Maravillas, que está tudo bem, pero pensá de donde venimos, y donde estamos ahora.
¿No podrás compartir conmigo y con los millones de argentinos que miramos con esperanza el futuro, esta alegría, esta fuerza, esta decisión  que sobrepasa cualquier experiencia anterior?
¿No podrás disfrutar ni un poco de este extraordinario momento que vive América del Sur, y dentro de ella el enorme protagonismo de nuestros dirigentes?
Te imagino levantándote por la mañana y enseguida, gracias a los medios, dándote un baño de pesimismo, y al seguir el día, quizás hablando con otros que comparten tu ¿visión? o ¿ceguera?, y  reafirmando tus convicciones, hasta llegar la noche pensando que fue un día mas, sin buenas noticias, en un país conducido por un mala gestión.
No se tu ideología, podría ubicarte de una punta a la otra del espectro, no importa, ya que  lo que está pasando es algo que excede una mirada parcial, lo que está pasando es la recuperación indiscutible de la Dignidad Nacional y el avance permanente hacia un Patria mejor, para todos, mucho mas grande, mucho mas justa.
Y todo eso te lo estás perdiendo, amargado, envenenado siempre contra el Gobierno, contra los argentinos, contra nuestra forma de ser.
Claro que la Argentina duele mucho, a veces, a mí también, ahora mismo. No soy idiota. Ni complaciente. Pero hay un aire, un viento fresco que sacude todo y seguro va a barrer con las iniquidades, y está trayendo lo mejor de nosotros, como se ve en la foto, la que me hizo escribirte estas líneas, no lo hago por mi, lo hago por vos, para que no te pierdas mas nada.

2 comentarios:

  1. Me gusto, y me tome el atrevimiento de difundirla por twitter!! abrazos

    ResponderEliminar
  2. Nuestro país es mejor que el de ellos,pobres.

    ResponderEliminar